KONY Nutrición
viernes 09 de marzo de 2018
INSTITUCIONAL

¿Por qué decir NO al azúcar?


Se trata de uno de los mayores “venenos” que podemos consumir y que se encuentra absolutamente por todos lados. Te contamos en esta nota la importancia de evitar el azúcar.  


El consumo de azúcar está ligado a muchas enfermedades como el cáncer, diabetes, obesidad, problemas bucales, trastornos digestivos entre otras muchas enfermedades y problemas de salud. Además, sólo aporta calorías vacías.  

Además, el azúcar blanco es un producto refinado que se obtiene mediante un proceso químico, como la sal de mesa.

¿Sabés cómo se refina el azúcar blanco?  


Al igual que sucede en el caso de la sal de mesa, el azúcar blanco es un producto refinado que se obtiene por tanto mediante un proceso químico.

¿Alguna vez te preguntaste en qué consiste ese proceso?  


El proceso de refinación del azúcar se lleva a cabo en dos etapas en las cuales se obtienenn productos diferentes: azúcar rubia o cruda y azúcar blanca o refinada. La primera etapa se denomina obtención de azúcar de caña y se considera el ingreso de la caña con agua, una limpieza del jugo, concentración, formación de cristales, separación de cristales y secado del azúcar, dando como producto final el azúcar rubia y la melaza. La segunda etapa se denomina refinación de azúcar, donde se produce la disolución y limpieza del licor, formación y separación del cristal y el secado, dando como producto final el azúcar blanca o refinada y un jarabe.  

¿Por qué es tan malo para el organismo consumir azúcar blanco?  


Tenemos que tener en cuenta en primer lugar que lo que ha sido tomado de la naturaleza y ha sido tratado o manipulado ya no contiene las mismas propiedades, y ya no va a ser naturalmente asimilado por el organismo.  

El azúcar que contienen las frutas o el que se puede encontrar en la naturaleza, por ejemplo, contiene enzimas, minerales y vitaminas que lo convierten en un azúcar que es asimilado sin problemas por nuestro organismo.  Pero los productos refinados, como el azúcar, la harina o la sal, han sido privados de todas esas sustancias y nutrientes que los hacen ser bien asimilables.  

El problema de ingerir azúcar blanco es que cuando lo hacemos ponemos muy complicadas las cosas a nuestro organismo, ya que lo estamos forzando a usar sus reservas de minerales, vitaminas y enzimas para poder asimilar ese alimento.   No pasa nada si consumimos de vez en cuando un bocado de algo con azúcar. El problema es si lo consumimos diariamente o con mucha frecuencia, dado que tarde a temprano lamentablemente esto repercutirá en nuestra salud.  

El consumo de azúcar blanco también daña la salud del hígado y del corazón ya que se agotan sus reservas de vitamina B1 o tiamina para poder llevar a cabo la metabolización de esta sustancia.  

El azúcar blanco, además de debilitar el sistema inmune, es entre otras cosas el alimento de las células cancerígenas. ¿Cómo es esto? El azúcar de esas características produce la mala oxigenación de las células, lo que deriva en la aparición del cáncer, ya que ello implica la acidez en el organismo.  

La alternativa más fiable al azúcar blanco y la más saludable es la stevia, que es un endulzante natural y sano.  

¿Te gustó el post?




¡DEJANOS TU COMENTARIO!

Nos encantan los comentarios, sean elogios o críticas seguro nos ayudarán a crecer.


Por favor, compruebe haber rellenado los campos obligatorios ×

Por favor, compruebe la dirección de correo electrónico de nuevo ×

Su mensaje no pudo ser enviado, inténtelo nuevamente en unos minutos... ×

Su mensaje ha sido enviado con éxito! ×